¿Cómo mejorar el CTR en tu campaña de email marketing?

mejorar CTR campaña mail marketing

Una de las grandes ventajas de usar un gestor de email marketing es que tienes acceso a métricas. Al ser un medio digital, las acciones que realizan los suscriptores quedan registradas y eso es información útil para el agente de marketing digital.

Es así como sabemos cuántos suscriptores entran al mensaje del correo que le enviamos, si le hicieron clic al botón de acción que colocamos y también hay manera de saber si leyeron toda la información.

¿Qué es el CTR?

El ctr en email marketing es el porcentaje de personas que hicieron clic al botón, con respecto a las personas que abrieron el mensaje. Esta métrica es muy importante porque se puede tomar como una evaluación directa del contenido.

Esta métrica nos indica si el contenido está siendo suficientemente persuasivo o, si por el contrario, tiene algún problema.

Si enviamos un boletín y este es abierto por 1000 suscriptores, esos suscriptores revisan la información y se encuentran con un botón de acción. La cantidad de personas que hacen clic en el botón son aquellas que sintieron curiosidad, interés o intriga, debido al contenido que leyeron. Los que no lo abrieron no sintieron lo mismo.

Vamos a suponer que en el ejemplo anterior, esa cantidad de personas es 100. Eso equivale a un CTR de 10%.

Lo importante es que el CTR se corresponda con la expectativa que se tenga de esa acción. Si el CTR está dentro de los parámetros calculados, significa que el contenido está bien. Pero si no llega a los números entonces hay que analizar y evaluar.

¿El contenido es lo único que afecta al CTR?

No, el contenido no es lo único. También hay que analizar la segmentación que se hizo, el producto, el público objetivo y muchos otros parámetros.

Hay casos en que el contenido está bien, pero si le llega a alguien que no utiliza ese producto, no hace clic. Por ejemplo, una newsletter de una tienda de zapatos, que lanza una línea de zapatos infantiles y no segmenta al público, el boletín le llega a una persona que no tiene hijos pequeños. El mensaje puede estar muy bien diseñado, pero a la persona no le interesa el producto.

La identificación del público objetivo también es importante, el buyer person debe estar bien definido para poder hacer una segmentación acertada.

¿Cómo mejorar el CTR?

El CTR es una de las métricas más importantes, ya que evidencia el interés que tiene el cliente en lo que se le está presentando. Aunque no es la única métrica a la que hay que prestar atención, hay otras que también hay que atender, como la tasa de apertura y, sobre todo, las ventas conseguidas.

Para conseguir un CTR óptimo hay que conocer muy bien a los suscriptores, al público que le interesa el producto y al que queremos despertar el interés. Un cliente que hace clic es una persona que quiere más información, que le intrigó lo que vio y que tiene cierta inclinación hacia el producto o servicio.

Si el CTR está muy bajo, hay que revisar los parámetros que pueden llevar al suscriptor a abrir el mensaje, para esto el sentido común y la experiencia en marketing son fundamentales.

Una de las estrategias que puede aplicarse para mejorar el CTR es aplicar un test A/B. Para esto, se eligen 2 grupos de suscriptores y se le envía contenido diferente, para probar las reacciones. Este tipo de test puede revelar información acerca de los intereses del cliente que es muy valiosa.

Muchas veces no se trata del contenido, sino de la manera en que es presentado. Así que una excelente idea para un test A/B es presentar la misma información en texto para un grupo y en audiovisual para otro grupo. También se puede usar un tono casual en un grupo y en el otro algo más formal. Dependiendo del producto y del caso, se pueden ensayar distintas maneras de probar el contenido.

Consejos y recomendaciones

  • Las campañas de email marketing deben ser evaluadas constantemente. Hay que monitorear las métricas y analizar los parámetros de manera de solucionar cualquier dato que esté por debajo de lo que se espera.
  • El contenido es muy importante, debe ser bien diseñado, de acuerdo al producto, o servicio y a los objetivos de la campaña. El contenido es la voz de la marca hablándoles a los clientes, por eso cada palabra debe tener una razón de ser.
  • La segmentación es determinante, pero para hacerla de manera acertada hay que conocer a los suscriptores. Por eso, mientras más información se tenga de ellos, mejor. Además, hay que llevar récords de la conducta de cada uno, para futuras referencias.
  • Hay que hacer un análisis de buyer person por cada producto o servicio, de manera que se pueda hacer una buena segmentación. Para cada venta, hay que tener identificada a la persona que toma la decisión de compra.
  • Hay que cuidar otras métricas también, por ejemplo, la tasa de apertura, ya que esta es la materia prima del CTR. Si la tasa de apertura no es suficiente, no se lograrán los clics que se han proyectado. La tasa de apertura se mejora con un buen asunto, una segmentación apropiada y otros elementos que hay que analizar.
  • Otras estrategias de marketing digital también mejoran el CTR, por ejemplo, la personalización de los mensajes. Hoy en día, la tecnología permite enviar un boletín pensado para cada grupo de suscriptores, mientras más específico sea ese grupo, será más probable que se tenga éxito en la campaña.
  • Por último, podemos aconsejar que no se tengan expectativas irreales con el CTR. Históricamente, un CTR del 5% es muy bueno, esto puede variar de acuerdo al producto. Por eso, investiga qué CTR puedes esperar en tu sector y adecúa tus objetivos en torno a eso.

El CTR es una métrica clave, mantenla monitoreada para que tu campaña de email marketing cumpla sus objetivos y tu negocio digital sea un gran éxito.